#MBFGT Día 1: Cuando eres rudo, pero delicado a la vez

Foto vía Alexander Ayala

Texto: Mynor Véliz

La tercera Edición del Mercedes-Benz Fashion Guatemala reunió distintas estéticas bajo el mismo techo. Durante 3 días de moda, hubo aciertos y desaciertos; momentos en los que nos emocionamos y otros en los que nos preguntamos qué sucedía, tanto de forma grata, como no grata.

Para nosotros es importante dar relevancia a la inspiración, detalles puntuales y hacer un análisis consciente del trabajo de cada diseñador, como una muestra de respeto al tiempo invertido para la creación de cada colección y la organización del evento. Así, que empezamos con una serie en la que hablaremos un poco sobre las cosas que nos gustaron y no nos gustaron de cada uno de los trabajos que se presentaron en la plataforma más grande de la moda guatemalteca.

En resumen, el primer día de este evento fue una mezcla de estéticas muy interesante, que nos llevó desde lo más frágil, hasta lo netamente agresivo.

Mariandrée Gaitán

“Enchanté” es el nombre de la colección de Mariandrée. Ella toma referencias de los jardines para la creación de bordados, flores en tercera dimensión y prendas en tonos pastel. Su estética es netamente femenina, llena de detalles a mano y el uso de telas costosas. Si una mujer sueña con ser una princesa, un vestido de esta firma es lo que su vida necesita. En este año, no se concentró solamente en la creación de prendas nupciales, sino que incluyó piezas de fiesta.

marie-2

Las prendas realmente contaban con detalles muy bien hechos. Los bordados, el uso de aplicaciones y los colores hicieron que el conjunto destacara. Mariandrée conoce muy bien la figura femenina y los vestidos quedaban bien al cuerpo. Aunque la colección juega seguro, hubo momentos de experimentación, en los que la inspiración se hizo más evidente.

marie

Su desacierto más grande fue con las crinolinas de los vestidos más vaporosos, que eran demasiado largas. Hubo momentos en los que estas se quedaron atoradas en el césped artificial y algunas modelos pasaron momentos angustiosos tratando de no machucarlas e irse de frente. En general, muchas tuvieron problemas con el largo de las prendas. Los vestidos con flores fueron la parte de la experimentación, pero no resultaron tan delicados como las demás prendas de la colección. De igual forma, se agradece querer salir de la zona de confort.

Toribio

Óscar Hernández, de Costa Rica,  creó una colección simple y muy fácil de llevar. Sus prendas de algodón pueden combinarse fácilmente con cualquier cosa. Personalmente, esperaba cuero negro y detalles un poco sadomasoquistas, por lo que vi de su colección en la Mercedes Fashion Week San José, quedé gratamente sorprendido con el uso de cuero en tonalidades claras y una paleta de colores muy natural.

toribio1

Los accesorios, en general, son de esas cosas atemporales, que podrías heredar y que permanecerán en la familia por años. Los collares largos en tonos brillantes y correas largas, son algo simple, que puede dar carácter a cualquier atuendo. Algo muy bueno es la creación de bolsos para el hombre, huyendo del cliché del bolso con inspiración deportiva. Los vestidos largos con bordados con textura en la parte frontal, resultaron ser lo mejor de la propuesta.

toribio-2

Su único desacierto, aunque se entienden que las prendas eran más un lienzo en blanco para hacer resaltar los accesorios, algunas resultaron ser un poco planas, haciendo que muchos looks pasaran completamente desapercibidos, aunque tuvieran accesorios maravillosos.

Julia y Renata

Tenía una gran expectativa con los diseños de estas hermanas mexicanas y no me fallaron. En el momento en que se encendieron las luces, se escuchó el audio de Juan Rulfo leyendo su cuento “Luvina” de su libro llanto en llamas” y la primera modelo salió arrastrando los pies, se supo que todos los detalles de la colección estaban pensados para ser una pieza de arte.

julia-y-renata-1

“Allí todo el horizonte está desteñido; nublado siempre por una mancha caliginosa que no se borra nunca. Todo el lomerío pelón, sin un árbol, sin una cosa verde para descansar los ojos; todo envuelto en el calín ceniciento. Usted verá eso: aquellos cerros apagados como si estuvieran muertos y a Luvina en el más alto, coronándolo con su blanco caserío como si fuera una corona de muerto…” cita el cuento. Esta inspiración se transmite directo hacia las prendas. Colores oscuros, telas con textura iridiscente, como si se tratara de ceniza sobre ellas, arrugas, siluetas desdibujadas y asimetrías parecen rendir tributo a cada parte de la historia, que nos describe un lugar árido y falto de vida.

julia-y-renata-2

La colección parece simple, pero los detalles muestran el excelente trabajo de conceptualización: Correas para definir la cintura, ruedos casi imperceptibles, arrugas como elemento de diseño, completo protagonismo a la caída de las telas y prendas que exponían partes del cuerpo femenino de una forma poco cliché. Pechos, tobillos y codos quedaban enmarcados por las telas y resaltaban, sin competir.

Lo único que muchos podrían considerar como un desacierto fue el calzado. Hasta el momento, no se sabe si intencionalmente estaban hechos tan altos para dificultar el movimiento y marcar aún más la idea de estar recorriendo un terreno agreste o realmente eran demasiado incómodos. De cualquier forma, la colección era exquisita.

Alexander Ayala

En pocos años, Alexander ha logrado marcar un estilo que se identifica fácilmente. Aunque algunos asocian su estética a firmas como Givenchy y Dsquared 2, se olvidan que estas firmas han  tomado muchas ideas de la cultura urbana latina, que todos los países de México hacia abajo compartimos. Alexander ha logrado encapsular estas ideas con tendencias y estilos dispares de una forma que ensalzan el sabor local, sin caer en clichés. Las telas costosas, la alta costura y el efecto rasgado y lo kitsch se unen sin problema en “Babel”.

alex-1

El hombre guatemalteco, que viaja en buses, escucha música de todo tipo y expresa su estilo, sin seguir tendencias y muestra su afecto de formas específicas es la  inspiración de este trabajo, que se aleja mucho de lo que Alexander ha trabajado con anterioridad. La paleta de tonos grises, el negro y el blanco, se ven desplazados por corinto, rosado, beige, celeste, estampados florales y motivos religiosos. Si bien las siluetas siguen siendo familiares, el uso de capas y un styling más glam aportan un giro de tuerca al look que nos tenía acostumbrados y hacen que su estética permanezca novedosa y actual.

diseno-sin-titulo

Esta podría ser la colección en la  su  idea de ser una firma gender bending tuvo un cambio. En esta ocasión, en lugar de feminizar a todos sus modelos,  ellas tenían una actitud más ruda y desafiante, que se complementaba con la de ellos, mucho más agresiva y retadora, como la de una fiera en una jungla. Imagino que por eso, Edgar Navarro, su modelo fetiche mostró los dientes, como cuando un animal se siente en peligro, pero debe atacar.

¿Qué les gustó del primer día del Mercedes-Benz Fashion Guatemala? ¿Cuál fue su prenda favorita?

Fotos vía NYPR

Mynor Véliz

Soy Director Creativo de Polyester, me apasiona la moda, amo a los gatos y los perros, las chaquetas de cuero, las botas y la comida bien hecha.

2 thoughts on “#MBFGT Día 1: Cuando eres rudo, pero delicado a la vez”

  1. Faldas con paletones en hombre, nose rings, estampados religiosos, estrellitas en el cuello. Si, un homenaje a Givenchy. Gothic font, Vetements.

  2. Me encanto la nota. Solo discrepo un poco con Alexander Ayala, sus diseños son muy referenciales a grandes firmas que todos conocemos y no me parece que aporte una tendencia distinta a lo que ya hemos visto, el Minimalismo,contemporáneo y arquitectónico, con humildad no me animaría a llamarlo High Fashion cuando sus prendas me parecen mal confeccionadas para ser sastre(no se como pegar una foto aqui para enseñarte). Por supuesto no estoy diciendo que es malo tiene mucho talento solo es mi opinión.

Comments are closed.